Iglesia San Francisco

Fue la tercera iglesia que se asentó en la ciudad, se cree que su fundación fue el 2 de agosto  de 1603, día de la Virgen de los Ángeles y día de gran importancia para los franciscanos.

En 1663 reconstruyen la iglesia e inauguran el convento que 15 años más tarde será consumido por las llamas.

En 1681 proceden a reconstruirla, pero 6 años más tarde, durante  la incursión de los piratas Grogniet, Picard y Hewitt en 1687, es nuevamente devorada por el fuego.
Los franciscanos iniciaron la construcción el 12 de abril de 1710, contraviniendo la disposición del Cabildo de construir dentro de unos límites que previamente se habían establecido.

La iglesia actual comenzó a construirse en hormigón armado en 1932, respetando los detalles que poseía la edificación original construida en madera. El estilo arquitectónico de la construcción no obedece a ninguno conocido, han sido insertados sin embargo, elementos clásicos, tanto en el interior como en el exterior del edificio, lo que confiere majestuosidad, propiedad y carácter.